viernes, enero 19, 2007

El colmo

Ahora en Inglaterra los bomberos tendrán prohibido subir escaleras móviles para instalar alarmas de incendio en los hogares. Esto, debido a unas regulaciones de seguridad laboral que son parte de la retahíla de regulaciones absurdas que tienen como objetivo proteger a los ciudadanos de sí mismos.

Los bomberos están entrenados para correr riesgos. De hecho, son una profesión muy respetada y carismática en todas partes, porque el ser bombero acarrea consigo una especie de estrella de heroísmo. Son verdaderos héroes, porque están allí dispuestos a arriesgar sus vidas para salvar las de otras personas. Son los caballeros andantes de hoy.

Pero para la policía de lo Políticamente Correcto, nadie debe subir escaleras si no es con plataformas especiales para trabajar en las alturas. Ni siquiera los bomberos. Ni siquiera considerando que al instalar alarmas contra incendios, estos bomberos de hecho están incluso protegiendo sus propias vidas, puesto que dichos artefactos contribuyen a la prevención de incendios, lo que reduce la incidencia de casos en que sea necesario que los bomberos arriesguen sus vidas apagando fuegos.

La realidad es más increíble que la ficción.

Etiquetas:

2 Comments:

At 22:26, Anonymous RAUL EDUARDO MOLINA said...

Supongo que los bomberos deben pedir permiso al Ministerio de TRabajo y seguridad laboral, quien luego de una minuciosa inspección deberá rendir un informe al Ministro y sus asesores, quienes luego de arduo, concienzudo y profundo estudio determinarán si aprueban o no la solicitud para utilizar la escalera móvil. REsultado: TRanscurieron varios meses y producto de la demora, un incendió provocó la muerte de varias personas y cuantiosos daños materiales que pudieron haberse evitado con una pinche alarma de incendios.
Viva la correción política.!

 
At 13:41, Blogger Jaime Raúl Molina said...

Lamentablemente, así es.

 

Publicar un comentario

<< Home